¿Debes invertir en época de crisis?

La respuesta se puede resumir en tres puntos:

1. No cumplirá sus metas financieras enterrando su dinero en el patio trasero. Usted invierte para poder comprar una casa, enviar a sus hijos al colegio, iniciar su propio negocio, o ampliar sus horizontes al continuar con su propia educación o viajes.

2. Su objetivo más importante probablemente es disfrutar de una jubilación segura. Usted puede ayudar a hacerlo posible al invertir regularmente. Invertir complementa sus ahorros y le ayuda a cubrir sus costos cotidianos, incluyendo gastos de cuidado de la salud, que pueden ser necesarios por décadas.

3. Invertir ayuda a proporcionar estabilidad financiera a su familia, y para las personas y organizaciones que dependen de su generosidad.

Toda inversión tiene cierto grado de riesgo, sin embargo, vale la pena aprender los conceptos básicos de la inversión antes de empezar.

Antes de invertir, desarrolle un plan para la administración del capital familiar

No tiene mucho sentido empezar a invertir antes de tomar los pasos necesarios para asegurarse que usted y las finanzas de su familia estén en orden. Si se siente agobiado por la deuda excesiva que incluso le hace difícil ahorrar dinero, entonces probablemente debería abordar ese problema antes de entrar en el mundo de las inversiones.

Establecer las metas financieras de la familia requiere el mismo tipo de planeación cuidadosa que la inversión. Sin un plan, puede tomar mucho tiempo reducir la deuda excesiva, ya sea de las tarjetas de crédito, una hipoteca, préstamos de automóviles, préstamos estudiantiles, u otros montos que adeude a los acreedores. Saldar la deuda de la tarjeta de crédito que tiene una tasa de porcentaje anual del 28%, por ejemplo, le dará un mejor rendimiento que la mayoría de las inversiones.

Además de reducir la deuda, las familias deben tratar de reunir un fondo de ahorro de emergencia el cual podría pagar hasta tres meses de gastos. Este fondo puede ayudar a cubrir el costo de eventos inesperados, tales como desempleo, reparaciones o reemplazo de un automóvil o electrodoméstico costoso, la enfermedad prolongada de un miembro de la familia, gastos médicos no cubiertos por el seguro e impuestos de la propiedad.

El valor en tiempo del dinero

El dólar que usted tiene en su bolsillo el día de hoy vale más de lo que ese mismo dólar valdrá el siguiente mes o el siguiente año. Ese es el valor del dinero en el tiempo: Cuanto más tiempo pasa, menor será el valor de su dinero.

El dinero pierde valor—y poder adquisitivo—como resultado de la inflación. Casi todo lo que usted compre ahora cuesta más de lo que alguna vez en el pasado—y a menudo más de lo que usted espera.

La inflación es gran parte de la razón por que le costará más vivir en el futuro de lo que le cuesta ahora. Lo peor de las cosas es que en los últimos 40 años la tasa de inflación promedio medida por el Índice de Precios del Consumidor (CPI por sus iniciales en inglés) se ha incrementado más rápido que el ingreso personal disponible (DPI por sus iniciales en inglés) promedio de las personas. Eso significa que usted ha perdido más poder adquisitivo durante ese tiempo.

La Inflación también causa daños reales a sus ahorros, especialmente si la tasa de inflación es mayor que la tasa de interés que usted está ganando. Si ese es el caso, sus ahorros en realidad están perdiendo en lugar de ganar valor.

Entonces ¿Cuál es la solución? En el futuro usted necesitará una fuente de ingresos que supere la inflación y cierre esa brecha entre lo que costarán las cosas y lo que usted tiene para gastar. Las inversiones pueden proporcionar ese ingreso.

La Regla del 72

La Regla del 72 muestra qué tanto la inflación puede mermar sus ingresos. Así es como funciona: Divide 72 entre la tasa de inflación anualizada, que se ha promediado en 3% desde 1926. Ya que 72 ÷ 3 = 24, puede esperar que sus gastos para vivir se dupliquen cada 24 años.

Esa es una cifra reveladora, ya que en estos tiempos es común esperar que una jubilación que dure 24 años. Es fundamental, entonces, tener más ingresos conforme pasa el tiempo. Tenga en cuenta, también, que en algunos años, la inflación será superior al 3%. Si la inflación sube al 6%, o si se dispara más allá del 12%, como lo hizo a finales de la década de 1970, entonces el daño a su seguridad financiera a largo plazo podría ser grave.

La Regla del 72 también es una forma rápida y precisa para estimar la rapidez con la que el dinero que usted invierte se duplicará en valor.

Por ejemplo, si su cartera de inversión proporciona un 6% de rendimiento anualizado, puede esperar que su cuenta valga lo doble de lo que invirtió después de 12 años (72 ÷ 6 = 12). Eso es incluso si usted no invierte un centavo—aunque lo ideal sería seguir agregando dinero a su cartera cada año.

Pero, una palabra de precaución: Ninguna tasa de rendimiento está garantizada. Las estimaciones proporcionadas por la Regla del 72 dependen de las suposiciones sobre la tasa de inflación y la tasa de rendimiento de inversión, de las cuales, ambas podrían diferir de manera significativa de los promedios históricos o de sus expectativas.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad